Make your own free website on Tripod.com

Iglesia de Cristo, Garcia N.L.

Muerte de Hno. Eduvijes Valdez
Home
Nuestro proposito
Contáctenos
Calendario de eventos
Noticias
XII Reunión de Predicadores Jovenes
Links
Historia y forma de adoración de la Iglesia
Estudios biblicos
Cronicas de la congregación
English

Tu has venido a la orilla

x1pxoywqu4sjf7qvobxiu2b3yezzueqesvjobsmecie5adfoehmjlc5regn9lrrj085egkfcprg62skfqtyugvgn30xs-uyhu6yoexwds7birlykdvoez7wqfgascnjohp_3j8zdb.jpg

Consideramos este hecho relevante puesto que nuestro hermano fue el predicador de la congregación mas de 30 años en Garcia N.L Ademas es un hecho con tintes de ambivalencia, por un lado nos enlutamos por la separación fisica entre nuestro hermano y nosotros, mediante la muerte; mientras que por otro lado la alegria de que el ahora esta en un lugar de descanso.
 
Siempre recordaremos a nuestro hermanos sentado en la primera fila del lado izquierdo del local de reunión, y lleno de un profundo amor por la Iglesia y por el rebaño.
 
Lamentablemente fue a principios del 2004 que los años empezaron a correr por el cuerpo ya cansado de Eduvijes Valdez; pero, aunque el cuerpo estuviera cansado su alma ardia en cada adoración a nuestro Dios. Fue la tarde del martes 2 febrero cuando su corazón dejo de latir, mientras su oidos no cesaban de escuchar una voz serena que decia:
 
 ..." 1 Jehová es mi pastor; nada me faltará.2 En lugares de delicados pastos me hará descansar;Junto a aguas de reposo me pastoreará. 3 Confortará mi alma;Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre. 4 Aunque ande en valle de sombra de muerte, No temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo; Tu vara y tu cayado me infundirán aliento. 5 Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores;Unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando. 6 Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida, Y en la casa de Jehová moraré por largos días" 
 
Mientras esto sucedia, nuestros corazones se llenaban de dolor ante la inminetne perdida de nuestro hermano. El tiempo se detuvo y fue llevado por los angeles a su morada (Lc. 16:22) Un pillante y constante sonido anuncio el deceso y el final de una vida mas. Mi corazón se habia resquebrajado y una extraña sensación hacia que hormigueara mi brazo izquierdo. Los doctores y enfermeras corrieron, las puertas se cerraron, las cortinas cayeron, y la semilla germino.
 
Estamos seguros que el amaba a Dios y a la congregación en que Él lo habia puesto y la congregación lo amaba a él. Siempre le veremos preocupado por la congregación, aun aquel domingo en el hospital, se engargo de que todo estubiera bien para ellos. Y los hermanos por su parte lo acompañaron en el hospital y aun en su sepelio hasta donde Dios le permitio asitir. Ahora, aunque no le veamos mas en la tierra, trabajemos juntos para verle en el Cielo.

Iglesia de Cristo * Zuazua 104 * Garcia N.L. * Méx *